miserias humanas

russell, la propaganda y tu futuro

 

Según Russell, la propaganda capaz de fabricar creencias y estados de opinión en la masa se basa en tres pilares fundamentales: el deseo, la evidencia y la repetición.

Entendamos pues que si un gobierno, sea el nuestro o cualquier otro, parte del deseo de mejorar ante una situación adversa, y repite su fórmula hasta la saciedad (recortes, recortes, recortes), es necesario contar con evidencias que respalden los métodos propuestos a fin de que la propaganda pueda ser exitosa.

De ello dependerá su éxito, mientras se juega en ello nuestro cada vez más hipotecado futuro.

Estándar
moderneces y mass media

banda sonora para un think tank

[mixwit_mixtape wid=”3233e1e6754fc4687d9941cde7d97a25″ pid=”4780f7dc76fabb2ba6ee94c7742d4b03″ un=”mellamopersona” width=”426″ height=”327″ center=”true”]

Lo suyo es darle al play mientras te lees el post

Ayer hablaba con Paco de lo increíblemente fantástico que debe de ser eso de que te paguen nada más que por pensar, investigar y desarrollar de forma profesional esa constumbre patria que es el dar consejos, principalmente de política. Es decir, cómo debe de ser estar en un think tank, estar observando la realidad para desentrañar los acontecimientos y ofrecer soluciones. En cierto modo, sería como cuando te pones a arreglar el mundo en el bar con los colegas, pero en serio.

Think tanks los hay de todas las tendencias y colores. De izquierdas, liberales, neoliberales, más liberales todavía… Algunos orientados hacia la política exterior, otros sobre temas económicos internos, sobre cultura y comunicación de masas… En España tenemos, por ejemplo, la FAES, el Real Instituto Elcano o la Fundación Alternativas. Suelen ser organismos más o menos independientes con una tendencia de pensamiento medianamente clara y definida, y la mayoría se dedican a producir artículos y estudios de índole diversa con una característica común: el intento de dar claves prácticas para situaciones reales.

Seguramente lo de think tank no sea sino una forma de denominar algo que ya existía antes, ciertos círculos e instituciones fuera del circuito más tradicionalmente académico, pero que ahora suenan más guays. Think tank. Es cool. Y yo quiero uno. Porque entre los que nos juntamos filosofando por aquí, y un puñado de estadísticas, podríamos sacarle un poco de provecho a tanta disquisición. Siempre dará más prestigio que poner Google Ads, puestos a sacarle unas perrillas al blog…

Así que hale, a pensar, que da perras.

Estándar