miserias humanas, moderneces y mass media

imparcialidad, libertad, whatever

ayer por la mañana, en Los desayunos de TVE, maría dolores de cospedal y ana pastor se enciscaban de aquella manera. la una acusando a los informativos de TVE de falta de imparcialidad, la otra recordando épocas demasiado cercanas en las que la manipulación más torticera hacían de la cadena estatal la opción menos deseable para informarse, según buena parte de la audiencia, como reflejaban los datos, y ya no digamos para trabajar. los profesionales de la información tienen ese tonto capricho: el de querer decidir su agenda en función de la importancia que ellos mismos juzguen para cada tema, y por alguna extraña razón, les parece mal que prime el juicio de un partido político por encima del criterio informativo. ya bastante se ha emputecido ensuciado el ejercicio de esta profesión. como hace no mucho escuché decir a iñaki gabilondo, la clase política de un tiempo a esta parte ha empezado a desarrollar un tic hacia los periodistas, una especie de “déjame en paz, y no me molestes que estoy haciendo la democracia”, que de manera natural se ha extendido a la ciudadanía sin el dique de contención de una prensa realmente libre y fuerte, que se plante ante las ruedas de prensa donde no se permiten las preguntas -muy de moda de un tiempo a esta parte- o los experimentos semánticos de los corruptos -porque, a estas alturas, ya sabréis que “imputado” no significa lo mismo en todos los casos, ¿no?-. pero también se necesitan profesionales de la información que se trabajen lo suyo, que repitan las preguntas hasta que saquen las respuestas necesarias, que no se cansen, que busquen, que se documenten, que no copien y peguen comunicados de prensa con esa alegría de vivir que da el pensar que tienes el trabajo solucionado. sólo así tendremos lo que hay que tener para evitar volver a ver esto:

en fin. lo de siempre. que para que sea perfecto se necesita un poco de todo de lo bueno de cada uno. y la indignación no tiene por qué ser un sentimiento malo cuando alguien viene a tu casa y te dice que haces mal tu trabajo cuando, anteriormente, ese alguien te obligó a hacerlo mal en contra de tu conciencia. ¿que la pastor se ha metido a sí misma dentro de la noticia? vale. cuando ser puristas con la praxis te puede conducir a que un día no puedas practicar el periodismo tal cual entiendes que debe ser, una opinión a tiempo es necesaria. válida. buena. y es tu trabajo: no permitir que se olvide el pasado, hacer del presente un relato con sentido siempre partiendo de la verdad, y señalar con el dedo al que miente.

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s