viajes

sighisoara: paseo medieval

Para subir a la ciudadela, hay que cruzar el río y pasar junto a la catedral ortodoxa. Sighisoara es pintoresca desde que uno se baja del tren, es cierto, pero por todo lo que me habían hablado, me esperaba más. O quizá es este calor insufriblemente adhesivo… La casa de Vlad el Emplador está en una esquina, y era tal como la había visto en fotos y documentales, tal como me la había supuesto: una casa normal en una esquina. Llama la atención lo poco explotado que está el tema vampírico, en cuanto a merchan, souvenirs, actividades y demás. No hay nadie que cuente historias, con lo cual parece que no hay historias que contar, y así la visita se nos hace un poco triste, anodino. O quizá es este calor… Subimos a la catedral evangélica en la parte alta de la ciudadela, a través de las escaleras de la escuela: 177 peldaños cubiertos que datan del siglo XVII, y que hizo construir un maestro de escuela para que sus alumnos pudieran protegerse de las inclemencias del invierno rumano. De todo lo que veo en Sighisoara, es lo que más me gusta con diferencia.

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s